¿Tienes la semilla del miedo a ser feliz plantada en ti?

¿Cuántas veces te has preguntado?: Me gustaría hacer esto o aquello, pero siempre encuentras alguna razón que te impide hacerlo

Captura de pantalla 2014-08-16 a la(s) 09.42.09 p.m.

Últimamente estas sonrisas salen más y más a menudo

Para ser joven y una persona que aún le faltan muchos años por vivir (Dios lo permita), he tenido muchas interrogantes en mi vida. He estado atrapada en trabajos que no me gustan, adicta a algunas relaciones tóxicas, en las que no me dieron mi lugar y muchos otros altibajos de la vida.

He tenido dudas y miedo de no saber si las decisiones que tomo son las mejores e inclusive, he tomado muchas decisiones impulsivamente. De haber sabido que la semilla del “miedo a ser feliz”, estaba plantada en mi, hace varios años me hubiera evitado una cantidad grande de malos ratos.

¿Porqué lo llamo “la semilla del miedo a ser feliz”? Pienso que la mayoría de las personas no son felices por miedo. Parte de arriesgarse a ser feliz es no saber qué va a suceder, no saber si todo será como nos lo imaginamos y eso nos produce incertidumbre, que a su vez nos causa temor, es una reacción natural y comprensible.

Lo considero una semilla pues la sociedad y en muchos casos muestra familia o hasta nuestros propios amigos nos cortan las alas desde pequeños diciéndonos que algunos de nuestros sueños más alocados son pérdidas de tiempo o que nuestras metas son “inalcanzables”, creándonos un miedo
innecesario a arriesgarnos a ser felices.

Es una semilla que crece poco a poco dentro de nosotros a lo largo de la vida. La necesidad de complacer a terceros siempre está presente, por ende, nos cuesta mucho trabajo ser felices.

Recapacita sobre esto: Imagina tu vida por un minuto sin que tuvieras que rendir cuentas a nadie, sin que tuvieras que brindar explicaciones a tu jefe, por ejemplo, sin miedo del: “¿Qué pensarán de mi si hago tal cosa?”.

¿No sería maravilloso vivir un estilo de vida en el que puuedas hacer cosas que realmente te hagan feliz? Debo confesar que hace ya más de un mes me tocó estar en una situación incómoda en mi vida. Al principio no supe cómo asimilarla e inclusive la consideré un fracaso, pero realmente esa situación me permitió dar el giro más trascendental para ser tan feliz como nunca lo había sido.

Y un día me dije: “Quiero ser feliz, no me importa qué piensen los demás”, “Quiero hacer lo que me guste y ser feliz”… estoy trabajando en lograr que mi vida sea así por siempre (o al menos la mayor cantidad de tiempo que pueda). Creo que finalmente logré arrancar de mi esa plantita de miedo que había crecido gracias a aquella semilla que mencioné y déjenme decirles: fue incómodo, adaptarse a un entorno al cual no estás acostumbrada, pero esa incomodidad me dio apertura a la libertad y a la felicidad.

¿Qué pasará mañana? No lo sé. Nadie lo sabe, pero hoy soy feliz y seguiré trabajando para que sea así siempre.

Ahora te pregunto… ¿Eres feliz REALMENTE?¿Qué hace falta en tu vida para que te atrevas a arrancar esa “semilla del miedo a ser feliz”?

Si no es ahora, mañana puede ser muy tarde.

Y como dice R.E.M:

Everyone around, love them, love them
Put it in your hands, take it, take it
There’s no time to cry, happy, happy
Put it in your heart where tomorrow shines

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s